La Frontera + Dirty Rockets
Plaça Catalunya - Cornellá


17.06.2017
Plaça Catalunya - Cornellá


NOCHE MÁGICA EN CORNELLÁ


22.00h: "Dirty Rockets". Se abre la barrera del sonido, las primeras cervezas a ritmo Rock Blues punk, sube la música, suena Cornellá, sueñan los pies,,rueda la sinergia, se enciende el ritmo de los que tienen de la piel curtida…
Un batería con la sonrisa recién estrenada, rompiendo la media de edad, rompiendo estereotipos, ese es "Sergi", dispuesto a vivir para la música, a despeinarse el flequillo, a divertirse a ritmo de baqueta, a demostrarnos que el Rock&Roll no es un planeta solo para viejos…


Temblando como tiembla la Tierra, desde fuera y desde dentro, el gran "Edu Rocket" a la voz, al saxo, al corazón y a la armónica, desgarrando el sonido, llegando al centro molecular de todo lo salvaje, convirtiendo la música en algo fresco e indomable.
Grande por fuera, enorme por dentro "Varo Dirty", puliendo la guitarra en busca del sonido, de la calidez, del lenguaje contundente, del ritmo rápido y lento, del silencio que marcan la pasión y el pulso de la vida.
Gran aroma para el grupo, fuerte, denso, intenso, fiel a sus principios. Marcando con el bajo el suelo del sonido, "Ribero KNY", directo, sincero, penetrante, sencillamente difícil.


Sobre las 23:00h, "La Frontera", hay vida en Cornellá, sigue soñando la luna, tiembla la cerveza, resbala la espuma…
Suena el meridano de los 80, se abre la música, recuerdos plateados entre sonrisas jóvenes… Con la voz rasgada y única, el porte serio que tienen los que cuentan historias sobre whísky, principios, juventud, mujeres, norte y perdición, ese es "Javier Andreu".
Disparando a golpe de guitarra dos balas perdidas entre las fiestas, la gente baila y se sabe la letra, se refresca la vida.
Se abre el cielo del sur en Cornellá, hay un giro hacia el oeste, todo se sigue moviendo. Por un momento cierro los ojos tengo seis años y estoy dentro del coche de mis padres, uno de esos con el cambio automático, "Juan Antonio Cortes" y "Duelo al sol" están dentro, el coche de repente cabalga y la carretera se hace larga y todo brilla al fondo.


Al bajo y al sombrero, "Toni Marmota", polifacético y creativo, la mirada genuina, marcando el fondo entre las cuerdas gruesas del rail de media noche. Suena "Harry Palmer", las patillas gruesas, el sonido limpio y elástico que rasgan las yemas de los dedos.
Las manos de "Vicente Perelló" dirigen las baquetas, marcan la esencia que tiene la batería, un latido constante, un doble corazón que vibra.


Se barajan canciones entre álbumes como "La Frontera", "Rosa de los Vientos", "Si el Whisky no te arruina las mujeres lo harán", "El tren de media noche". Álbumes que generan viejas y nuevas fotos galopando en la memoria.
Una noche de Rock & Roll, un ejemplo para la vida. Pulir una piedra para que gire, despertar el cerebro inmóvil para que nos haga mover los ojos, la cabeza, los pies, hacer que lo inerte se llene de energía. Gracias "Dirty Rockets", gracias "La Frontera"
.

Texto: Raquel Castro
Fotos: Manuel Alférez